Deshidratación
La deshidratación se produce cuando su cuerpo pierde demasiados fluidos. El cuerpo humano necesita agua para llevar adelante sus funciones normales. Si su cuerpo pierde más fluidos que los que toma se va a deshidratar. Si la pérdida de fluidos es severa, se puede enfermar gravemente y hasta morirse.

Usted pierde fluidos cuando:

- Orina
- Vomita o tiene diarrea
- Suda
- Respira, sobre todo cuando respira rápidamente
- Se esfuerza demasiado cuando el clima es cálido o húmedo
- Tiene fiebre.

Junto con los fluidos, su cuerpo también pierde electrólitos (sales minerales), que son importantes para realizar las funciones normales del cuerpo.

¿Cómo ocurre?
Las causas más comunes de deshidratación son la diarrea y el vómito. La deshidratación se puede provocar si no come o bebe en abundancia durante una enfermedad o si no bebe lo suficiente cuando está realizando ejercicios vigorosos, o después de haberlos realizado. Una de las causas más comunes de deshidratación a largo plazo son los medicamentos que controlan el exceso de fluidos (diuréticos o "píldoras de agua"). La diabetes también puede provocar pérdida de agua.

Si bien cualquiera puede sufrir una deshidratación, los más sensibles son:
Los bebés menores de 1 año, los ancianos, cualquiera que tenga fiebre y la exposición a clima caluroso.

¿Cuáles son los síntomas?
Los síntomas de deshidratación temprana o moderada son:

Sed
Cara enrojecida
Piel seca y caliente
Poco volumen de orina de color amarillo oscuro
Mareos o vahídos que se agravan al pararse
Debilidad
Calambres en los brazos y en los pies
Falta de lágrimas, o pocas lágrimas
Dolor de cabeza
Boca y lengua seca, con saliva espesa

Cuando la deshidratación es moderada a severa, también aparecen los siguientes síntomas:
Baja presión sanguínea
Desmayos
Contracturas musculares severas en los brazos, piernas, estómago y espalda
Convulsiones
Estómago hinchado
Ojos hundidos con pocas lágrimas, o sin lágrimas
Falta de elasticidad en la piel (si se levanta un poco la piel, tarda tiempo en volver a su posición normal)
Respiración rápida y profunda.

¿Cómo se diagnostica?
Su profesional médico analizará sus síntomas y le hará un examen físico.

¿Cómo se trata?
Si su deshidratación es moderada, deberá tomar suficiente cantidad de líquido como para recuperar los que ha perdido. También deberá recuperar los electrolitos que hubiera perdido. Para recuperar los fluidos y las sales, tome agua de a sorbos y coma una dieta americana típica. Vaya a ver a su médico si se siente confundido o mareado, si se desmaya, o si sufre de náuseas o vómitos persistentes.

Se puede ayudar a recuperar los fluidos y electrolitos tomando bebidas deportivas u otras soluciones orales rehidratantes. Tome la solución de inmediato. No espere a que la deshidratación se torne severa.
Se pueden conseguir sales orales rehidrantantes. Mezcle el contenido de un paquete con un cuarto de galón o un litro de agua potable. Si no está seguro que el agua se puede tomar, hiérvala primero durante por lo menos 5 minutos. Si no puede conseguir una botella de bebida deportiva o un paquete de sales orales rehidratantes, lo puede confeccionar usando la siguiente receta: Tome un cuarto de galón o un litro de agua potable o hervida, y agregue lo siguiente:

2 cucharadas de azúcar
1/4 cucharita de sal
1/4 cucharita de bicarbonato de soda.
Si no cuenta con bicarbonato de soda, agregue otro 1/4 de cucharita de sal. Si fuera posible, agregue 1/2 taza de jugo de naranja o un poco de plátano machucado para mejorar el sabor y proporcionar un poco de potasio.

Tome sorbos de la solución cada 5 minutos hasta que la orina vuelva a la normalidad. (Es normal que orine 4 ó 5 veces por día.) Los adultos y niños mayores deberán tomar por lo menos 3 cuartos o litros de solución por día hasta que mejoren.
Si está vomitando, siga tomando la solución hidratante. Su cuerpo retendrá un poco de fluidos y sales aun cuando esté vomitando. Recuerde que sólo debe tomar la solución en pequeños sorbos. La solución puede ser más efectiva si se la enfría. Si tiene diarrea, siga tomando la solución rehidratante. La ingestión de fluidos no le va a aumentar la diarrea.
Si tiene síntomas agudos de deshidratación, deberá ir a una sala de emergencia u otro centro médico para que le inyecten fluidos por vía intravenosa. Si está en condiciones de tomar fluidos, tome también la solución rehidratante. Junto con el tratamiento contra la deshidratación, deberá también tratarse para combatir la causa original de la diarrea, vómito o demás síntomas.

¿Cuánto duran los efectos?
Si no se trata, la deshidratación puede provocar la muerte. Si se trata a tiempo, la recuperación en general es completa.

 
 

¿Cómo puedo cuidarme?
Conozca cuáles son los síntomas de deshidratación. Trate de tomar fluidos adicionales si sabe que su cuerpo los está perdiendo rápidamente. No tome alcohol ni bebidas con cafeína.
Conozca la receta para confeccionar soluciones rehidratantes.
Si está viajando en un país que puede no contar con agua potable, lleve consigo un cuarto de galón (litro) de agua hervida y paquetes o ingredientes para fabricar soluciones orales rehidratantes.

¿Cómo puedo ayudar a prevenir la deshidratación?
Tome de 6 a 8 vasos de agua u otro líquido por día. Cuando esté haciendo ejercicios físicos o participando en actividades deportivas prolongadas, lo mejor es tomar agua antes de empezar a hacer los ejercicios o el deporte. Después tome pequeños sorbos de agua frecuentemente durante los ejercicios. Después de hacer los ejercicios continúe tomando líquidos.
Si tiene diarrea o vómitos, o no bebe en abundancia, esfuércese para tomar más líquidos de antemano para prevenir la deshidratación.
Si usted está con alguien y cree que está deshidratado, siempre que sea posible trate de hacer lo siguiente:
Dele más líquido que lo normal.
Recuerde que una persona deshidratada tendrá menos apetito. Trate de que coma alimentos o beba líquidos de a poco, de 5 a 7 veces por día.
Esté alerta por signos de deshidratación más severa y obtenga ayuda médica tan pronto sea posible.

 
         
  Manual del Explorador por Rafael Castillo. (Manual web scout)